Шоу mzungus и карлик

Информация заголовка

Информация содержание

Есть несколько историй с конца моей поездки в Уганду, что не следует забывать,. Плохого соединения предотвратить, как я хотел, , что блог и путешествия идут рука об руку. Сейчас, от снежных горах Швейцарии (Какие изменения!!!), Я начинаю объяснять, конец того, что для меня было увлекательное приключение.


Esta vez la historia no tiene atardeceres de lienzo ni aguas que se desbordan por ríos sin principio ni final. Esta vez la historia es sobre un enano, que formaba un peculiar dúo con otro chico algo más alto, al más puro estilo Sacapuntas, y dos mzungus (Белые люди) que se prestan a ser el hazmerreír de una fiesta.

Ricardo y yo estábamos en uno de esos hoyos del mundo donde uno tiene la sensación de que el cielo es de humo y barro. Hoima es una localidad ugandesa en la que detenerse a comprar agua puede parecer ya un lujo. Nosotros pernoctamos allí en un hotel de menos una estrella el día que se celebraba la independencia ugandesa (lo que hizo que nuestras raras visitas históricas programadas se fueran al garete bajo el paraguas de “hoy cerrado con razón”).

El hecho es que a las dos de la tarde estábamos bajo una palapa en el jardín del hotel-hoyo pidiendo cervezas y vinos para pasar el rato. Nuestros compañeros de viaje-guías, que luego descubriríamos que no eran unos entusiastas de actividades que no fueran perdernos de vista, debieron percatarse en la quinta ronda que, o nos sacaban de allí, o terminábamos bebiendo el aceite del coche.

Al rato volvieron y nos fuimos juntos a un bar donde el portero de la entrada llevaba una simple metralleta para disuadir al típico pesado que dice que conoce al Dj

Decidieron entonces salir con el vehículo a buscar un lugar donde tomar algo (больше) mientras nosotros continuábamos con el trajín de cervezas y vinos difícilmente empeorables. Al rato volvieron y nos fuimos juntos a un bar donde el portero de la entrada llevaba una simple metralleta para disuadir al típico pesado que dice que conoce al Dj. Входящий, vimos que había un montón de sillas y un escenario en el que se podía leer en un cartel pintado a mano: «The Titanic crew» (la tripulación del Titanic). Tras la valla se escuchaba el estridente sonido de una especie de feria. Nos sentamos y seguimos con nuestra regularidad del codo, engrasado ya tras varias horas de dedicación entusiasta. Había en la mesa un tipo sentado, creo que el nombre era Fred, que muy educadamente se presentó y me preguntó en qué trabajaba. “Soy periodista”, Я сказал,, и быстро введены также под скромным названием "Я один из самых важных инженеров Уганды". Мы говорили в то время о вашей замечательной стране, некоторые topicazos Испании, а затем встал, потому что я должен был пойти забрать свою подругу, который принес тогда без слов обменялись в течение вечера (ни с остальной частью таблицы).

В то время началось шоу карлик карлик и его друга меньше. Парень сделал людей смеяться с сатирическими шутки о Угандийцы, постоянно повторяющиеся сексуальные трения партнером-мужчиной (классика, которая всегда работает) и некоторые вещи, которые он говорил в одиннадцать жизней Уганды должны понимать,. Дело в том, что Рикардо, en un momento dado del show, se levanta inopinadamente para hacerle una foto con el móvil (no llevábamos la cámara, algo de lo que me arrepentiré siempre) y el enano le vio y aprovecho para introducir a los mzungus en un show que empezaba a cosechar bostezos.

Mzungu, me has hecho una foto, debes pagarme”, кричит:. Todo el mundo se gira a mirar a los dos únicos blancos que había en 20 километров вокруг

“Mzungu, me has hecho una foto, debes pagarme”, кричит:. Todo el mundo se gira a mirar a los dos únicos blancos que había en 20 kilómetros a la redonda y que, ahora que ya había caído la noche, todavía destacaban más entre el público. Le decimos que no tenemos dinero y el tipo persiste en su petición, ironizando sobre esa costumbre tan africana de hazme una foto y luego te pido que me pagues por ello. Algunas risas con la coña de los dos bobos blancos y el enano cambia de tema.

Nosotros aprovechamos para pedir otra cerveza y un exquisito e inolvidable whisky con coca-cola que debieron de calentar en el micro. Как, el enano se da cuenta de que los mzungus funcionan más que su repertorio y, вдруг, nos llama a gritos y nos invita a subir al escenario. No sé porque decidí tan rápido aceptar la invitación, supongo que entendí que era una de esas escenas que puedes vivir una vez en la vida, pero subí a la platea con nuestro diminuto humorista.

El tipo me pregunta el nombre, пошутил о языке суахили, Испанский или английский и просить у меня деньги снова. "Мне трудно. Также, debes pagarme tú que estoy aquí entreteniendo a tu público”. “Qué mala suerte, encuentro un mzungu y me sale pobre”, replica el enano. Затем, dice algunas cosas en ugandés que provocan carcajadas entre el numeroso público del show (en estas situaciones uno siempre tiene la duda de si está diciendo “mira el paliducho este que pinta tiene de tenerla pequeña”, pero no te queda más remedio que sonreír). El hecho es que el hombre seguía pidiéndome dinero y decidí meter a Ricardo en el juego: “Yo no tengo nada, pero mi compañero sí lleva”. немедленно, el tipo se gira y grita “¡Mzungu, Продолжается!". Рикардо, cerveza en mano, hace un gesto de negación con la izquierda que contradicen sus piernas: se levanta y se viene a la platea para alborozo del respetable. Pega un salto y se coloca junto a un tipo que le llegaba por la cintura. Yo me empeñé en pegarlos, para resaltar al desgarbado Richi, al chiquitillo y al por entonces “paliducho picha floja” que calculo yo que debía ser mi rol en el escenario. Siguió con el dinero, siguieron las risas, más cuando Ricardo se ofreció a ser cacheado, y acabamos bajando de las tablas con la sensación de haber hecho uno de esos maravillosos ridículos que hay que perpetrar en todo viaje que se precie. “Qué mala suerte, deben ser los únicos mzungus pobres de toda África”, se escuchaba de fondo al voluntarioso enano.

  • Поделиться

Написать комментарий